2. Uso de las v√≠as P√ļblicas

Tiempo de lectura 20 mins.

2. Uso de las v√≠as P√ļblicas

2.1. Partes de la vía

2.1.1. Calzada

La calzada constituye el espacio principal de la vía y está destinada a la circulación de automóviles y vehículos especiales con un peso superior a 3500 kg. Es vital que estos vehículos se desplacen exclusivamente por esta zona, garantizando así un flujo ordenado y seguro.

2.1.2. Arcén

El arcén, contiguo a la calzada, cumple un papel fundamental en la seguridad vial. A continuación, se detallan los usuarios obligados a utilizarlo:

  • Veh√≠culos especiales con un peso de 3500 kg o menos.
  • Ciclomotores de 2, 3 ruedas y cuadriciclos ligeros.
  • Ciclos (bicicletas).
  • Peatones y animales.
  • Coches adaptados para personas con discapacidad.
  • Veh√≠culos que circulan en situaciones de emergencia, perturbando la circulaci√≥n, siempre que su peso no supere los 3500 kg.

Es importante destacar que los ciclistas en formación de dos columnas pueden optar tanto por el arcén como por la calzada, a excepción de las autopistas, donde les está prohibido circular.

2.1.3. Normas de Conducta y Prohibiciones

Para garantizar la seguridad en la vía, es fundamental acatar las siguientes normas de conducta y prohibiciones:

  • No arrojar objetos en la v√≠a.
  • Queda prohibido circular con vidrios tintados no homologados.
  • Utilizar el tel√©fono m√≥vil sin el uso de manos libres mientras se conduce est√° prohibido.
  • Circular con auriculares puestos mientras se conduce est√° prohibido.
  • Queda prohibido utilizar dispositivos como DVD, internet o monitores, a excepci√≥n del sistema GPS.
  • No superar los niveles de ruido permitidos durante la circulaci√≥n.
  • Est√° prohibido emitir humo en exceso a trav√©s del tubo de escape.
  • No circular con el escape libre o sin silenciador.
  • Al cargar combustible, se debe apagar el motor, desconectar los sistemas el√©ctricos y apagar los tel√©fonos m√≥viles.

2.1.4. Clasificación de las Vías

Vía Urbana

Las v√≠as urbanas son aquellas que se encuentran dentro de un n√ļcleo poblacional. En estas v√≠as, es fundamental respetar los l√≠mites de velocidad y estar atento a los dem√°s usuarios, como peatones y ciclistas.

Vía Interurbana

Las v√≠as interurbanas comprenden aquellos tramos que se sit√ļan fuera de los n√ļcleos poblacionales. En esta categor√≠a se incluyen las autov√≠as, autopistas, v√≠as para autom√≥viles y carreteras convencionales.

Travesía

Las travesías corresponden a carreteras que atraviesan un poblado, por lo tanto, se consideran vías urbanas. Es fundamental prestar especial atención en estos tramos debido a la presencia de peatones y otros elementos urbanos.

2.1.5. Consideraciones Específicas por Tipo de Vía

Carretera Convencional

  • Los sentidos de circulaci√≥n pueden estar separados √ļnicamente por una l√≠nea continua.
  • En estas v√≠as, pueden encontrarse peatones, ciclistas, ciclomotores, animales y veh√≠culos de tracci√≥n animal, por lo que se debe conducir con precauci√≥n y respeto.
  • Las carreteras convencionales pueden tener solo un carril para cada sentido de circulaci√≥n.
  • Es com√ļn encontrarse con cruces, pasos de peatones, sem√°foros y curvas cerradas y dif√≠ciles, lo cual requiere una atenci√≥n especial por parte de los conductores.

Autopistas y Autovías

  • Las autopistas y autov√≠as siempre cuentan con una mediana que separa los dos sentidos de circulaci√≥n.
  • Se proh√≠be la entrada a peatones, bicicletas, ciclomotores, animales, veh√≠culos de tracci√≥n animal, veh√≠culos de movilidad personal y veh√≠culos de movilidad reducida, a excepci√≥n de los ciclistas mayores de 14 a√Īos que pueden utilizar el arc√©n, a menos que se indique lo contrario mediante se√Īales.
  • Las autopistas y autov√≠as nunca tienen un solo carril por sentido de circulaci√≥n, lo que garantiza una mayor fluidez y seguridad.
  • Estas v√≠as se caracterizan por la ausencia de intersecciones y curvas complicadas, lo que contribuye a un desplazamiento m√°s fluido y seguro.

Preguntas sobre el punto 2.1

2.2. Circulación de vehículos

La circulación de vehículos requiere el conocimiento y cumplimiento de una serie de normas y reglas para garantizar la seguridad vial.

2.2.1. Circulación en vías interurbanas

Las vías interurbanas se encuentran fuera de las áreas urbanas y tienen características específicas de circulación. A continuación, te presentamos algunas pautas generales:

  • Carril derecho como norma general: En v√≠as interurbanas, se recomienda circular por el carril derecho, a menos que sea necesario realizar adelantamientos o cambios de direcci√≥n.
  • Interurbanas de 3 carriles y doble sentido: En este tipo de v√≠as, utiliza el carril derecho para circular. Si deseas adelantar o cambiar de direcci√≥n a la izquierda, puedes utilizar el carril central.
  • Interurbanas de 3 carriles para el mismo sentido: En estas v√≠as, circula por el carril derecho y utiliza los carriles adicionales seg√ļn sea necesario, a excepci√≥n de los veh√≠culos con remolque de m√°s de 7 metros de longitud y camiones de m√°s de 3.500 kg, que no pueden utilizar el carril m√°s a la izquierda.

2.2.2. Circulación en vías urbanas

Las vías urbanas, incluyendo las travesías, presentan particularidades en cuanto a la circulación. Aquí tienes algunos consejos clave:

  • Carril que mejor convenga a tu destino: En v√≠as urbanas con m√°s de un carril para el mismo sentido y separados por l√≠neas, circula por el carril que m√°s se adecue a tu destino.
  • Sin l√≠neas que separen los carriles: Si la v√≠a urbana no cuenta con l√≠neas que separen los carriles o tiene solo un carril para cada sentido, circula lo m√°s cerca posible del borde derecho de la calzada.

2.2.3. Circulación en autopistas y autovías

Las autopistas y autovías son vías de alta capacidad y presentan reglas específicas. A continuación, te indicamos algunos aspectos importantes:

  • Prohibiciones de entrada: En autopistas y autov√≠as, est√°n prohibidos el ingreso de ciclomotores, peatones, animales y ciclistas. En caso de emergencia, abandona la v√≠a por la pr√≥xima salida.
  • Circulaci√≥n por el carril derecho: En estas v√≠as, debes circular por el carril de la derecha, a menos que necesites adelantar a otro veh√≠culo.
  • Uso de los carriles adicionales: En caso de que la autopista o autov√≠a cuente con carriles adicionales, estos se utilizar√°n para adelantar a otros veh√≠culos.
  • Salida de la autopista o autov√≠a: Si tu destino se encuentra en una salida, debes utilizar el carril derecho. Si necesitas utilizar carriles centrales o izquierdos, aseg√ļrate de abandonarlos dejando el centro a tu izquierda.

2.2.4. Consideraciones adicionales

Aquí tienes algunas consideraciones adicionales importantes para una conducción segura:

  • Uso del arc√©n: El arc√©n debe ser utilizado por peatones, veh√≠culos para personas de movilidad reducida, animales, ciclos y veh√≠culos especiales ligeros.
  • Adelantamientos: Siempre que realices un adelantamiento, aseg√ļrate de que no exceda los 200 metros o 15 segundos, excepto en el caso de bicicletas.
  • Circulaci√≥n en autov√≠as y autopistas dentro de poblado: En estos casos, la velocidad est√° limitada a 80 km/h y debes circular por el carril de la derecha, utilizando los dem√°s carriles solo para adelantar.

2.2.5. Conducción en curvas

La conducci√≥n en curvas requiere precauci√≥n y dominio del veh√≠culo. Aprende las se√Īales y recomendaciones para una conducci√≥n segura en curvas.

Se√Īales de advertencia de curvas

Las curvas de reducida visibilidad est√°n se√Īalizadas con se√Īales verticales espec√≠ficas que advierten sobre la prohibici√≥n de adelantar en estas zonas cuando sea necesario invadir el lado izquierdo de la calzada.

Las se√Īales de advertencia de curvas son tri√°ngulos de peligro. La se√Īal P-13A indica una curva hacia la derecha, mientras que la P-13B indica una curva hacia la izquierda. Adem√°s, la se√Īal P-14A advierte de una sucesi√≥n de curvas hacia la derecha, y la P-14B hacia la izquierda. Estas se√Īales se acompa√Īan a menudo de paneles complementarios que indican la distancia o longitud del peligro.

Trazado y comportamiento en las curvas

El trazado de las líneas discontinuas en las curvas de reducida visibilidad suele ser más cercano debido a que anticipan la presencia de una línea continua. Además, en el eje de la calzada de estas curvas, se pintan flechas de retorno al carril derecho. Estas flechas indican la prohibición de circular por la izquierda debido a la línea continua y la necesidad de pasar al carril derecho lo antes posible. Recuerda mantener la mitad de la calzada libre para el sentido contrario y circular lo más cerca posible del borde derecho.

Técnica de conducción

Al aproximarte a una curva de reducida visibilidad, es fundamental adecuar la velocidad de tu vehículo a las características de la misma. Anticipa la curva y reduce la velocidad de manera gradual, evitando frenar bruscamente dentro de la curva para evitar derrapes. Ingresa a la curva con una marcha corta y cercana al borde derecho de la calzada, independientemente de si es una curva hacia la izquierda o hacia la derecha. Al girar el volante, acelera suavemente para mantener la adherencia de los neumáticos al pavimento y seguir la trayectoria deseada.

Precauciones adicionales

Si no existen se√Īales indicadoras de una curva de reducida visibilidad, es crucial extremar las precauciones. Modera la velocidad, evita adelantamientos, cambios de direcci√≥n hacia la izquierda y cambios de sentido de la marcha. Mant√©n siempre libre la mitad de la calzada reservada para el sentido contrario y circula lo m√°s cerca posible del borde derecho.

Preguntas sobre el punto 2.2

2.3. Carriles especiales

2.3.1. Carril de deceleración y carril de aceleración: facilidad en las maniobras

El carril de deceleración se utiliza para abandonar una vía rápida. Es esencial que los conductores accedan a este carril lo antes posible para reducir la velocidad de forma segura y abandonar la carretera sin obstaculizar el flujo de tráfico.

Por otro lado, el carril de aceleración permite a los conductores incorporarse a una vía rápida de manera segura. En este caso, es importante ceder el paso a los vehículos que ya circulan por la vía, incluso deteniéndose si es necesario, para lograr una incorporación segura.

2.3.2. Carril bus-taxi: ¬Ņc√≥mo se utilizan?

En general, no se permite circular por un carril bus a los taxis. Sin embargo, si la línea que delimita el carril es discontinua, se puede utilizar para cambiar de dirección o ingresar a un estacionamiento.

Debido al alto tráfico en algunas zonas, las autoridades reservan carriles para el transporte de colectivos con el fin de facilitar su circulación. Estos carriles se indican mediante una línea continua y las palabras "bus" y "taxi" pintadas en el pavimento.

Se prohíbe la circulación, parada y estacionamiento de vehículos que no sean autobuses o taxis en estos carriles.

En tramos donde la línea blanca sea discontinua, se permite la utilización de este carril para realizar maniobras distintas a parar, estacionar, cambiar el sentido de la marcha o adelantar, siempre y cuando se dé preferencia a los autobuses y, en su caso, a los taxis.

2.3.3. Carril de espera: esperando el momento adecuado

Los carriles de espera permiten a los vehículos detenerse y esperar para realizar giros a la izquierda en vías de doble sentido, evitando obstruir el tráfico en movimiento.

2.3.4. Carril VAO: circulando con alta ocupación

El carril VAO (Veh√≠culo de Alta Ocupaci√≥n) es un carril especial que requiere un n√ļmero m√≠nimo de personas en el veh√≠culo para poder utilizarlo. Por ejemplo, si en el panel del carril se indica "2 o m√°s ocupantes", el veh√≠culo debe llevar al menos dos personas. Los turismos, veh√≠culos mixtos, motocicletas, autobuses, veh√≠culos prioritarios, veh√≠culos para personas con movilidad reducida y veh√≠culos de cero emisiones pueden hacer uso de este carril. Sin embargo, los camiones y veh√≠culos con remolque no est√°n autorizados a utilizarlo.

Las siguientes son algunas normas relacionadas con el uso de los carriles VAO:

  • Solo se permite la utilizaci√≥n de los carriles VAO a motocicletas, turismos y veh√≠culos mixtos adaptables. Queda prohibido para el resto de veh√≠culos, incluyendo turismos con remolque, as√≠ como peatones, ciclos, ciclomotores, veh√≠culos de tracci√≥n animal y animales.
  • La se√Īal V-15 en un veh√≠culo autoriza su uso en los carriles VAO, incluso si solo el conductor ocupa el veh√≠culo. Esta autorizaci√≥n tambi√©n se aplica a los autobuses con una masa m√°xima autorizada superior a 3.500 kilogramos y autobuses articulados, independientemente del n√ļmero de ocupantes.
  • Los veh√≠culos de polic√≠a, extinci√≥n de incendios, protecci√≥n civil, salvamento, asistencia sanitaria en servicio de urgencia, as√≠ como los equipos de mantenimiento de las instalaciones y la infraestructura vial, pueden utilizar los carriles reservados.

El carril VAO, o carril de alta ocupación, está destinado a mejorar la fluidez del tráfico al permitir el acceso exclusivo a ciertos vehículos. Cabe destacar que los camiones y vehículos con remolque no pueden utilizar el carril VAO.

2.3.5. Carril en sentido contrario al habitual: precauciones necesarias

El carril en sentido contrario al habitual puede establecerse por dos motivos: para agilizar el tráfico en situaciones de alta demanda o debido a obras que han cerrado uno de los carriles. En estos casos, se abre un paso en la mediana y se invierte el sentido de circulación de uno de los carriles, utilizando conos para delimitarlo.

Al circular por un carril en sentido contrario al habitual, se deben seguir las siguientes normas: respetar la velocidad máxima establecida, llevar encendida la luz de posición y cruce tanto de día como de noche, y utilizar el carril contiguo solo si se permite y se cumplen las mismas condiciones.

El acceso a estos carriles puede estar restringido a ciertos tipos de vehículos, como turismos sin remolque y motocicletas, dependiendo de la situación específica.

2.3.6. Carril reversible: adapt√°ndose al flujo de tr√°fico

Un carril reversible está delimitado por líneas discontinuas dobles a ambos lados. Si circulamos por un carril reversible, es obligatorio llevar encendida la luz de corto alcance o de cruce en nuestro vehículo, tanto de día como de noche.

Los semáforos de carril nos brindan información importante:

  • Una luz roja en forma de aspa indica que est√° prohibido ocupar el carril. Los conductores que se encuentren en un carril con esta se√Īal deben abandonarlo lo m√°s r√°pido posible.
  • Una luz verde en forma de flecha apuntada hacia abajo indica que est√° permitida la circulaci√≥n por el carril.
  • Una luz blanca o amarilla en forma de flecha, intermitente o fija, colocada encima de un carril y apuntada hacia abajo en forma oblicua, indica la necesidad de incorporarse al carril hacia el que apunta la flecha, ya que el carril en el que nos encontramos ser√° cerrado en breve.

Es importante destacar que la autorizaci√≥n para utilizar un carril reversible no exime del cumplimiento de las normas generales de tr√°fico, como detenerse ante una luz roja circular u obedecer otras se√Īales o marcas viales que indiquen detenerse o ceder el paso.

Los carriles reversibles son utilizados en situaciones de tráfico intenso para optimizar la circulación.

2.3.7. Carril adicional: mayor capacidad, m√°s seguridad

El carril adicional es aquel que puede ser utilizado por todos los vehículos, a excepción de aquellos obligados a circular por el arcén. Este carril contribuye a aumentar la capacidad de la vía y mejorar la fluidez del tráfico. Al igual que en el carril reversible, es necesario utilizar luces de cruce tanto de día como de noche al transitar por este carril.

Adem√°s, se establece una velocidad recomendada de entre 60 y 80 km/h para garantizar la seguridad de todos los conductores que circulan por la calzada.

El carril adicional es un tipo de carril especial utilizado para agilizar el flujo del tráfico en situaciones de alta congestión. Se agrega un carril adicional a la vía mediante conos cuando se espera una acumulación de vehículos. Para instalar este carril, la vía debe tener un carril para cada sentido y arcenes transitables, ya que los arcenes se utilizarán para circular.

2.3.8. Carriles cerrados a la circulación

En ciertos tramos de carreteras interurbanas, especialmente en pendientes pronunciadas, podemos encontrar carriles destinados a veh√≠culos que no alcanzan una velocidad determinada. Estos carriles est√°n debidamente se√Īalizados con una se√Īal vertical y marcas en la calzada.

Todos los veh√≠culos pueden circular por estos carriles, pero aquellos que circulan a una velocidad igual o superior a la indicada en la se√Īal pueden optar por circular por el carril contiguo, siempre y cuando las condiciones lo permitan. No obstante, es importante recordar que, si es posible, debemos mantenernos siempre en el carril derecho.

2.3.9. Carriles reservados en funci√≥n de la velocidad se√Īalizada

En situaciones de retención o atasco, puede ser tentador utilizar el arcén para adelantar o tomar una salida. Sin embargo, debemos tener en cuenta que está prohibido utilizar el arcén con el fin de evitar el tráfico. En lugar de ello, debemos esperar pacientemente a que los vehículos avancen y tomar la salida por el lugar adecuado, sin invadir el arcén.

En determinadas circunstancias, la autoridad encargada de la regulaci√≥n del tr√°fico puede habilitar carriles de utilizaci√≥n en sentido contrario al habitual. Estos carriles suelen estar debidamente se√Īalizados con conos u otros dispositivos similares que proh√≠ben el paso a trav√©s de la l√≠nea que los une.

El uso de estos carriles está limitado a motocicletas y turismos sin remolque, y está prohibido para camiones, autobuses, vehículos mixtos, vehículos articulados y conjuntos de vehículos, a menos que se haya habilitado el carril para mejorar la fluidez del tráfico.

Los usuarios de estos carriles deben circular con las luces de corto alcance o de cruce encendidas tanto de d√≠a como de noche. La velocidad m√°xima permitida es de 80 kil√≥metros por hora y la velocidad m√≠nima es de 60 kil√≥metros por hora, a menos que est√©n establecidas o se√Īalizadas velocidades inferiores. Adem√°s, no se permite el desplazamiento lateral invadiendo los carriles destinados al sentido normal de circulaci√≥n ni se permite adelantar en estos carriles.

2.3.10. Prohibiciones de utilizar el arcén

Se proh√≠be la circulaci√≥n de veh√≠culos de tracci√≥n animal, bicicletas, ciclomotores, veh√≠culos para personas de movilidad reducida y veh√≠culos de movilidad personal en autopistas y autov√≠as. Sin embargo, los conductores de bicicletas mayores de 14 a√Īos pueden circular por los arcenes de las autov√≠as, a menos que se proh√≠ba por razones de seguridad vial mediante la se√Īalizaci√≥n correspondiente. En este caso, se proporcionar√° informaci√≥n sobre una ruta alternativa a trav√©s de un panel.

En situaciones de emergencia que requieran circular a una velocidad anormalmente reducida, los conductores deben abandonar la autopista o autovía por la primera salida disponible.

Los vehículos especiales o que se encuentren en régimen de transporte especial y excedan las masas o dimensiones establecidas pueden circular excepcionalmente por autopistas y autovías, siempre que cuenten con la autorización complementaria correspondiente.

2.3.11. Vías y carriles para ciclistas

Tanto en √°reas urbanas como rurales, es com√ļn encontrar carriles espec√≠ficos para ciclistas.

Preguntas sobre el punto 2.3

Test del tema 2

Realizar test